Banner

LA PUREZA DEL SUFRAGIO EVITA EL CAOS DISOLVENTE

Post 14 Marzo 2017 By Fernando Borja Gallegos In Editoriales

En virtud de contradictorios pronunciamientos respecto del proceso electoral, es indispensable se implementen todos los controles que soliciten los dirigentes de los partidos que patrocinan a los candidatos a la Presidencia y Vicepresidencia de la República del Ecuador a fin de que nadie sugiera que se vulnera o se pretenda torcer la voluntad popular.

El caos que hoy se vive en Venezuela y que la Comunidad Internacional deplora, es producto de la intransigencia de los órganos del poder público de permitir un referéndum, para que el pueblo se pronuncie respecto del régimen que impera en ese país.

En la época contemporánea, ninguna sociedad está dispuesta a que su voluntad se irrespete y, por ende, se conspire en contra de la coexistencia pacífica.

Al Consejo Nacional Electoral del Ecuador, le compete implementar las medidas que aseguren el sufragio libre el 2 de abril y que el resultado sea transparente.

A la Fuerza Pública –como custodio del proceso logístico-administrativo- debe caracterizarle la imparcialidad indispensable que impidan acciones que desfiguren la pureza necesaria del proceso electoral.

A las Fuerzas Armadas, cuya probidad no está en duda, le corresponde garantizar la subsistencia de la Patria, por tanto impedir el caos disolvente –de producirse- y adoptar los correctivos que impidan la incertidumbre y la violencia.

El Ecuador se integra por el pueblo civil y el pueblo militar, entraña para uno y otro, una gran responsabilidad velar por la pureza del sufragio, la pérdida de la confianza o la pretensión de alterar su voluntad, transformaría el espíritu cívico que llevaría al perfecto caos regido por la discordia.

Se debe rechazar al individuo que depositario de mezquinos intereses, so pretexto de invocar la pureza del sufragio y los defectos del régimen imperante, atacan al Mando del Ejército y coadyuvan al debilitamiento institucional, tan añorado por enfermas mentes.

Reaccione el pueblo ecuatoriano, defienda sus sagrados derechos y no permita que nadie altere su voluntad. Exija que los candidatos triunfantes sean producto del escrutinio transparente y que nada empañe el proceso electoral del 2 de abril.

Login to post comments
You are here